lunes, 22 de marzo de 2010

María Marrodán Gironés

El poder de una palabra


¡Cómo pueden destruir las palabras!
Hacerte bajar a los infiernos,
ser la mortaja de la muerte,
el amuleto de un dios venido a menos.

Un interrogación en la penumbra.
Un tren sin estaciones.
Una estrella sin cielo, un camino
sin trayecto ni final. La s horas vacuas
en el reloj de la sonrisa. Hielo
en manos del poeta.
Un alba sin futuro, una novia sin altar.

¡Cómo pueden alzar unas palabras!
Hacerte creer en la fe que no profesas,
la suerte que no tienes,
las verdades a medias.

Percibir la muerte como un paso,
imaginar la vida como una coartada,
iluminar un gesto,
enamorar a una lágrima
redimir un pecado.

Qué desolador, fatuo, mordaz, bendito
poder tienen las palabras.

Como te aman y te matan, y, a menudo,
una sola nos basta para ello.

2ª Mención Poesía : Certamen Literario “Pueblos Ranqueles 2009"

Logroño (La Rioja) España
Contacto:
maríamarrodan@hotmail.com

2 comentarios:

Gabriela Bruch dijo...

muy buena actualización , osvaldo, felicitaciones de la iguana

Gabriela Bruch

Analía dijo...

Me gustó leer este poema, querida María. Bien lograda la mención en el Concurso. Felicitaciones.
Cariños
Analía